LA EDUCACIÓN O LA UTOPÍA NECESARIA, Jacques Delors

Posted: December 9, 2012 by pablobernabeu90 in Prácticas
Tags: ,

La educación es nuestro instrumento más poderoso para poder progresar hacia los ideales de paz, libertad y justicia social. Es crucial poner la educación al servicio de el desarrollo humano para combatir de forma eficaz la pobreza, la exclusión, las incomprensiones, las opresiones, guerras, etc.  Los niños son el futuro de la humanidad y tenemos la obligación de aprovechar todo su potencial y así hacer realidad nuestro sueño de un mundo mejor, que consiga respetar los derechos humanos, donde practiquemos el entendimiento mutuo, y se promueva, gracias a la educación, el género humano y nunca la discriminación.

Estos últimos veinticinco años han estado marcados por numerosos descubrimientos y avances de tipo tecnológico y científico, por la salida de algunos países del subdesarrollo, y por la progresión del nivel de vida, aunque a ritmos especialmente diferentes, según los países.  No obstante, la sociedad está sumida en un generalizado sentimiento de desengaño, hecho que contrasta con las esperanzas que nacieron justo después de la Segunda Guerra Mundial. Al hablar de desilusión, se hace referencia al plano económico y social. La prueba más candente de esto son el mantenimiento e incluso aumento de las desigualdades a nivel mundial y el crecimiento del desempleo y la exclusión en los países ricos. Esto nos debe llevar a la conclusión de que debemos transmitir a las generaciones futuras valores de progreso material unido al de equidad, respeto de la condición humana y el medio ambiente. En un contexto marcado por la interdependencia en crescendo entre pueblos y naciones, y la mundialización de los problemas, hay que fomentar desde la escuela el entendimiento, la cooperación, la tolerancia y el respeto entre iguales, sin importar estatus social, etnia, color, etc. Para conseguir todo esto, es necesario superar todas las tensiones latentes en este siglo y renovar la democracia que conocemos.

En este punto, en el que el ser humano duda entre acompañar una evolución incontrolable o resignarse, ante tanta miseria provocada por la guerra, la criminalidad y el subdesarrollo, somos nosotros, los educadores, o futuros educadores, quienes debemos darles la llave a los niños para que desarrollen su capacidad creativa y todo su talento, para que así puedan responsabilizarse de ellos mismos y realizarse como personas. Para ello es necesaria, entre otras medidas, iniciarles, desde que entran en la escuela, respecto a la ciencia y sus aplicaciones posibles, y a dominar el progreso siempre respetando a las personas. También es imprescindible un sistema más abierto, que permita la diversidad de estudios, el intercambio entre universidades de distintos países y pasarelas entre experiencias laborales y formación.

Para conseguir sacar provecho al potencial de la persona, debemos tener a nuestra disposición todos los elementos de una educación de calidad. Tenemos que inculcarles el gusto por aprender, la curiosidad por ampliar sus conocimientos, y la capacidad de aprender a aprender. Así contribuiremos a evitar el fracaso escolar, la exclusión y abriremos las puertas de un futuro más prometedor a nuestros alumnos.

 

Pablo Bernabeu Fuentes

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s